lunes, 9 de agosto de 2010

Edgar Degas: "Petite danseuse de quatorze ans"



Edgar Degas pintor francés (1834/1917) también realizó trabajos de escultura, un centenar de estatuillas modeladas en arcilla y cera fueron descubiertas en su estudio, después de su muerte; tan sólo la mitad estaba en condiciones que permitían realizar un vaciado en bronce.

Durante la sexta exposición de los Impresionistas, celebrada en 1881, Degas muestra por primera y única vez una de sus esculturas. Las reacciones que despierta la pequeña bailarina de catorce años son muy contradictórias. Mientras que unos hablan de un "ideal de fealdad", Huysmans pretende reconocer en ella una "revolución de la escultura". Lo que desconcierta doblemente a los críticos es el hecho de que Degas atavíe a su escultura con autenticidad, con un tutu de gasa gris verdosa, una cinta de pelo de seda amarillo claro y zapatos de satén. El resultado es tan verídico que, como expone Huysmans, "la bailarina, tomando vida bajo la mirada, parece disponerse a abandonar la peana".
Degas sin estar sometido a las normas de la Academia ni a los deseos limitadores de cualesquier clientes, pudo romper con las reglas de la escultura. Sus instantáneas escultóricas dan inicio a una consciente desolemnización de la escultura que nada tiene que envidiar a los logros de Rodin.

La petite danseuse de quatorze ans, bronce altura 99,1 cm Nueva York, The Metropolitan Museum of Art.
Publicar un comentario

Archivo del blog